500 aniversario de la Reforma: Movimiento de proclamación

“¡Cuán hermosos son sobre los montes los pies del que trae alegres nuevas, del que anuncia la paz, del que trae nuevas del bien, del que publica salvación, del que dice a Sion: ¡Tu Dios reina!” Isaías 52:7

Mucho se habla de corrupción en estos días, pero la realidad es que llevamos muchos, demasiados años con la corrupción, tanto en políticos como en empresarios, deportistas de élite, y otras personalidades, apareciendo en la portada de los informativos y demás medios de comunicación. Levantarnos todos los días con noticias de un nuevo caso o una nueva imputación es como levantarse en el día de la marmota… todos los días iguales, con la misma historia.

Sin embargo, hubo un día, en 2011, (concrétamente un día 15) que parecía que la cosa podría cambiar. Una gran multitud se reunió durante varios días (y semanas) en las calles de Madrid para gritar ¡Basta! A este movimiento de indignados, que incluso traspasó las fronteras, se le conoció por su fecha: 15-M (15 de mayo).

Sin embargo, hoy en día este movimiento parece disuelto, aunque según dicen, se ha materializado en acciones políticas e institucionales. Lo cierto es que pasó a formar parte de la historia de este país y desde luego dejó huella y un recuerdo imborrable.

Hace cinco siglos, Lutero clavó las 95 tesis, fruto de su indignación con la corrupción institucional y política de la iglesia dominante de la época, y aunque le persiguieron y quisieron acabar con su vida, Lutero no estuvo solo. Ya hubieron personas y movimientos populares antes de su surgimiento que trataron de reformar la espiritualmente maltrecha iglesia de Cristo, pero fue Lutero quién dio el paso definitivo y multitudes le siguieron en los años posteriores, extendiéndose este movimiento por todo el centro de Europa, hasta tal punto, que la iglesia de Roma tuvo que tomar cartas en el asunto, iniciando un movimiento de “contrarreforma”, que tuvo uno de sus epicentros en nuestra querida España.

Desde luego la revolución que produjo la Reforma Protestante no es cosa de una sola persona, aunque sabemos que Dios estuvo al control de todos los hechos, como lo ha estado a lo largo de toda la historia de su pueblo.

Fueron las multitudes, las personas, anónimas y conocidas, las que sujetaron este movimiento hasta nuestros días, y hoy somos nosotros los que tenemos el testigo para esta generación.

Pero no nos confundamos, el testigo que se nos ha confiado no es proclamar un “nuevo” (pero con cinco siglos) tipo de iglesia, lo diferentes que son nuestras iglesias, ni las bondades de ser protestantes o evangélicos, no. Nuestro testigo es el mismo que Pablo le confió a su discípulo Timoteo, y que llamó “depósito” de la fe (2 Ti 1:12-14), que es sin duda la creencia y confianza en aquel que es su autor y consumador: Jesucristo.

Así es, nuestro testigo no es un conjunto de dogmas o tradiciones, sino la palabra y la persona que es “La Palabra”.

Esta semana será clave porque, si Dios lo permite, veremos a muchos hermanos de todas partes de España, en las calles de Madrid, en un día 15 (como aquellos “indignados” de hace seis años), pero no estaremos para protestar (aunque nos llamen “protestantes”), sino para lo contrario: para bendecir, para celebrar y para proclamar, y mi deseo y mi oración es que así sea.

Que ésta sea la excusa perfecta para que, no sólo la iglesia de Cristo sea visible ante las personas que pasarán por allí, sino sobre todo, nuestro Señor. Quizá haya medios de comunicación que se hagan eco de este evento y sí, no nos engañemos, se fijarán en nosotros, pero precisamente depende de nosotros si ven en nuestra manifestación y testimonio a Cristo y las buenas nuevas del evangelio, o si sólo ven a un puñado de hombres y mujeres celebrar su fe diferente, como si fuera flor de un día.

500 años es una magnífica cifra, muy elocuente. Sin duda es la prueba de que la Reforma, que no se ha detenido (y que no se detenga, siempre y cuando sea conforme a la sola Escritura), ha pasado el implacable juicio del paso del tiempo. El movimiento no sólo no se ha disipado, sino que se ha mantenido, ha crecido y se ha transformado. Pero está en nuestras manos que esta transformación contínua de la iglesia sea para enfocarnos en la transformación de nuestra sociedad.

Unos 2000 años antes de esta Reforma, otro “indignado” que quiso reformar la maltrecha fe y el lamentable estado de ánimo del pueblo escogido por Dios, que se encontraba en aquel entonces desahuciado de su propia tierra, pronunció las palabras de exhortación y ánimo, entre las que se encuentran las que podemos leer en el pasaje de cabecera (Isaías 52).

Que nuestro ánimo, nuestro testimonio y nuestras palabras estén claramente impregnados del mismo olor fragante de la gloria y la victoria de nuestro Señor, igual que como dijo el profeta:

“Despierta, despierta, vístete de poder, oh Sion; vístete tu ropa hermosa… Por tanto, mi pueblo sabrá mi nombre por esta causa en aquel día; porque yo mismo que hablo, he aquí estaré presente. ¡Cuán hermosos son sobre los montes los pies del que trae alegres nuevas, del que anuncia la paz, del que trae nuevas del bien, del que publica salvación, del que dice a Sion: ¡Tu Dios reina!… Porque no saldréis apresurados, ni iréis huyendo; porque el Señor irá delante de vosotros, y os congregará el Dios de Israel.”

Vistámonos de nuestras mejores galas, que el sábado (15-J) que viene ¡Salimos a la calle y el Señor irá delante de nosotros!

Artículo de Santi Hernán

 

ACTOS 500 ANIVERSARIO ¡ESTA SEMANA!

Se cumplen 500 años de la Reforma Protestante y para conmemorarlo, se están preparando una serie de actos, principalmente para la semana del 10 al 16 de julio, en Madrid: El Campamento urbano para jóvenes, Cultos Conmemorativos, el VIII Congreso Evangélico, el encuentro con hermanos de toda España, el 15-J, y, para terminar, un magnífico concierto. ¿Te has apuntado ya? No esperes más y hazlo en el15j.com y 500reforma.org

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.